TIJUANA, SEPTIEMBRE 17, 2020.- La mañana del miércoles 16 transcurría igual que siempre para Yurem Abdiel González Carrasco hasta que se escucharon detonaciones de arma de fuego y gritos de la policía que en ese momento perseguía a disparo abierto a un delincuente armado que previamente había iniciado la agresión:

El arma que utilizó el sujeto o las armas empleadas por la policía terminaron con la vida del niño que a sus 6 años de edad se encontraba totalmente ajeno a la violencia de las calles de Tijuana.

El hecho se registró, de acuerdo con el reporte policíaco, al filo de las 8:46 horas cuando una unidad de la Policía Municipal notó la presencia sospechosa de un hombre desenfundó un arma de fuego y comenzó a hacer detonaciones en contra de los uniformados.

En la calle Maya, de la colonia Mariano Matamoros se inició una persecución que culminó en un lote baldío donde el agresor se parapetó, pero murió a los disparos de los uniformados.

Cuando se creía haber cumplido con el trabajo policíaco de la vivienda que se encuentra en seguida una mujer que ahora se sabe responde al nombre de Mónica Mercedes Carrasco trataba de reanimar a su hijo pequeño que yacía de cubito lateral y apenas con signos vitales.

La madre reporta haber creído que el niño se desmayó ante la sorpresa de la balacera, pero luego se percató que estaba herido de muerte. El pequeño fue trasladado a una clínica cercana, donde fue pronunciado muerto.

José Luis Camarillo entrevistó a la madre del pequeño para que le hablara de él y sobre todo hiciera pública su exigencia de justicia:

Este jueves 17 la Fiscalía General de Justicia de Baja California dará a conocer el peritaje que precise que arma mató al pequeño.

La autoridad investigadora cuenta con todas las armas involucradas en el hecho a fin de esclarecer lo acontecido.

Deja un comentario

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here