TIJUANA, JULIO 16, 2020. La Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COEPRIS) constató los protocolos de prevención contra el COVID-19 que se reforzaron en los juzgados para su reapertura.

Lo anterior en cumplimiento a las indicaciones del gobernador del Estado, Jaime Bonilla Valdez y del secretario de Salud, Alonso Óscar Pérez Rico, a efecto de garantizar que dichos sitios sean seguros para los trabajadores y los usuarios.

El Comisionado Estatal de Protección contra Riesgos Sanitarios, David Gutiérrez Inzunza y personal a su cargo, verificaron que los juzgados cumplieran con las siguientes medidas:

  • Filtro sanitario donde se revisa a las personas que ingresan, quienes deben portar cubre-bocas; se les toma la temperatura y proporciona gel antibacterial.
  • Delimitación en las áreas donde se reciben escritos, para mantener la sana distancia.
  • Reorganización de las salas donde se llevan a cabo las audiencias, de tal manera que exista un metro y medio de distancia entre las personas que estarán presentes.
  • Los casilleros inhabilitados para su uso.
  • Los elevadores utilizados solo por las personas discapacitadas y se indica que únicamente podrá ingresar una a la vez.

    Gutiérrez Inzunza señaló que emitieron recomendaciones como la implementación de barras físicas que delimiten las sillas en las Salas del Nuevo sistema, llevar una bitácora de “sanitización” de todas y cada una de las salas de los juzgados del Poder Judicial, así como de la implementación de tapetes desinfectantes de mayor tamaño en las entradas al edificio Judicial.

    La COEPRIS validó el protocolo que se lleva a cabo y aunado al seguimiento de las recomendaciones emitidas por la autoridad sanitaria, se determina que cumplen con las medidas de prevención para evitar la propagación del virus SARS-CoV2, para protección del personal, abogados y usuarios de los tribunales.

Deja un comentario

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here