Tijuana,BC 29 de Agosto

 

Con el tiempo, los vehículos autónomos se han ido convirtiendo en aliados insustituibles para avanzar en esa exploración. Una de las últimas innovaciones en este campo es la propuesta que han lanzado los investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés): un pez robótico de tejidos blandos que se mimetiza con la fauna marina.

El prototipo, publicado recientemente por el Computer Science and Artificial Intelligence Laboratory (Laboratorio de Ciencia Computacional e Inteligencia Artificial) o CSAIL, por sus siglas en inglés, es una máquina que imita la forma y los movimientos de un pez y permite analizar los ecosistemas submarinos sin perturbarlos. Recubierto de una capa de silicona y con varias de sus piezas fabricadas mediante impresión 3D, el prototipo de pez robot es capaz de nadar a profundidades mayores de quince metros con una autonomía de cuarenta minutos, y de realizar fotografías y grabar vídeos con una cámara incorporada. SoFi, como han bautizado a la máquina, incorpora también un mecanismo de flotabilidad con el que puede nadar a distintas profundidades mientras aletea como sus congéneres. Su suministro eléctrico no proviene de una fuente externa, sino que se alimenta por medio de una batería de ion de litio.

Robert Katzschmann, en declaraciones a la sección de noticias de la web del MIT, afirmaba que se trata del primer dispositivo de exploración submarina capaz de navegar en cualquier dirección durante largos periodos de tiempo sin necesidad de cables. Sin duda, esta innovación en robótica contribuirá a ampliar nuestro conocimiento del medio subacuático con valiosas aportaciones.

 

Deja un comentario

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here