Si no hay para desayunos escolares, no hay para nada: Jaime Bonilla

Declaró Tijuana como Ciudad Santuario para los migrantes

TIJUANA, JUNIO 27, 2021/DTJ.- Ante el presidente de México el gobernador Jaime Bonilla Valdez confirmó Baja California es el único estado en la República Mexicana en declara los desayunos escolares como obligatorios y fue tajante al puntualizar que «si no hay para dar de desayunar a los niños, de plano hay para nada».

En el último evento del presidente de México Bonilla se llevó las palmas del jefe del ejecutivo nacional cuando ambos se encontraron de frente a los sentimientos que deja una gira de trabajo por el estado donde el jefe del ejecutivo estatal lideréa una región donde Andrés Manuel ha ganado cuatro veces las contiendas, bajo el trabajo y las acciones políticas de Bonilla: 1) La presidencial de la República, 2) la Senaduría de BC, 3) La gubernatura (arrancada al PAN) tras 30 años de gobierno y 4) nuevamente, conservar, bajo carro completo la Gubernatura, los Ayuntamientos y el Congreso de Baja California:

«Cuando yo me vaya de la gubernatura, señor presidente, voy a seguir viniendo a estas colonias. Yo no me voy a andar escondiendo, ni voy a andar a salto de mata… porque no le voy a robar ni un centavo, ni al gobierno, ni al pueblo«, le dijo en su discurso.

El presidente le escuchó con atención en tanto Jaime Bonilla le prometía: «Voy a trabajar todas las horas que mi organismo pueda ser posible trabajar y ese es el compromiso que tengo«. Con lo que confirmó que se quedará como gobernador hasta el último minuto de su mandato.

Luego declaró Baja California como santuario de migrantes al definir que su padre y su madre fueron migrantes: «Tijuana ha sido la cuna del reconocimiento de los migrantes, hoy tenemos en Tijuana una presidenta municipal de Oaxaca»

Finalmente dijo: «Estoy un poquito tristón, porque se va«… Y envuelto entre sentimientos de nostalgia, tras convivir con su amigo de manera intensa, durante tres días, en las ciudades del estado dijo: «Llegó contento (a Baja California) pero se va feliz«, sobre todo al dejarle en claro que todas esas satisfacciones no son «dadas» sino ganadas a pulso a través del cariño para Baja California.

La respuesta del presidente López Obrador es que regresará en tres meses para reconocer el trabajo de Jaime Bonilla en Baja California, en una gira por el estado de Baja California.

Dejar respuesta

Escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre